lunes, 5 de noviembre de 2012

El régimen comunista veta la entrada de El Mundo en China tras informar de revueltas en el Tibet

MADRID.- El Gobierno chino confirmó hoy lunes que ELMUNDO.es no estará entre los cientos de medios de todo el mundo acreditados para cubrir el XVIII Congreso del Partido Comunista Chino (PCCh), que arranca el jueves en Pekín. El régimen comunista ha decidido prohibir la entrada en el país a David Jiménez, corresponsal del diario en Asia.

Las autoridades chinas mantienen un "veto indefinido" sobre Jiménez desde que en febrero de este año eludiera la férrea censura impuesta por el Gobierno y viajara al Tíbet para informar de la revuelta de los monjes budistas. Al menos medio centenar de religiosos han muerto en los últimos 18 meses tras quemarse a lo bonzo en oposición a la presencia china en la región.
El gobierno del país asiático consideró especialmente ofensivo un reportaje publicado por el suplemento dominical CRONICA en el que se relataba el arresto de cientos de personas, el despliegue de miles de soldados y el cerco a los monasterios de las regiones tibetanas. Similares informaciones han sido recogidas por los contados medios que han logrado llegar a la zona.
El XVIII Congreso del Partido Comunista confirmará la renovación del liderazgo en China con el ascenso a la presidencia de Xi Jinping y la retirada del actual líder Hu Jintao. La última década bajo la mano dura de Hu ha supuesto una regresión de los Derechos Humanos en el país, con la encarcelación de disidentes como el Nobel de la Paz Liu Xiaobo, el desarrollo de una red de más de 30.000 censores para controlar Internet o campañas contra las minorías étnicas en las regiones del Tíbet y Xinjiang.
Pekín también ha endurecido las condiciones de trabajo de los periodistas extranjeros, que en los últimos tiempos han vivido continuos actos de «violencia e intimidación», según la denuncia del Club de Corresponsales Extranjeros de Pekín. La policía ha agredido a informadores que trataban de cubrir protestas, ha detenido a traductores que asisten a los reporteros y ha expulsado del país a informadores de prestigio como Melissa Chan, de la cadena de televisión Al-Jazeera. 
David Jiménez llevaba 14 años informando sobre China hasta la imposición del veto. El corresponsal de ELMUNDO.es cubrió los anteriores congresos comunistas de 2002 y 2007.

No hay comentarios: