miércoles, 22 de octubre de 2014

Argentina se queja a la BBC por el comportamiento del presentador de Top Gear

LONDRES.- La embajadora de Argentina en Londres presentó una queja formal ante la BBC, acusando a Jeremy Clarkson, presentador del popular programa televisivo de automóviles "Top Gear", de tener un comportamiento provocador e insultante durante la grabación de un episodio en Argentina.

Alicia Castro visitó las oficinas de la BBC para quejarse de que Clarkson evocó recuerdos de la Guerra de las Malvinas de 1982 durante la grabación, y que después hizo declaraciones insultantes sobre el Gobierno argentino y su gente.
Las relaciones diplomáticas entre Reino Unido y Argentina son tensas desde la guerra por la soberanía de estas remotas islas, situadas a unos 500 kilómetros de la costa argentina.
Un comunicado de la Embajada de Argentina dijo que Castro pidió a la BBC que se disculpe por "el provocador comportamiento y las declaraciones ofensivas de Clarkson hacia el Gobierno y el pueblo argentino".
La diplomática se presentó ante el director de Televisión de la BBC, Danny Cohen, con un dossier de cartas de ciudadanos británicos, legisladores y celebridades quejándose por el comportamiento de Clarkson. Aseguró que está esperando una respuesta.
La BBC afirmó que había recibido una queja y seguiría el procedimiento habitual.
Clarkson ya generó titulares en la prensa británica a principios de este mes, al relatar un incidente en el que, según aseguró, una multitud molesta se quejó por la matrícula del vehículo que usó en Argentina durante la filmación.
La matrícula "H982 FKL" fue interpretada como una referencia al año y lugar de la guerra, en la que murieron unas 900 personas. Clarkson y la BBC aseguran que el número fue una coincidencia.
Clarkson aseguró que cientos de personas lanzaron piedras y ladrillos contra su automóvil. Calificó el incidente como "la cosa más terrible en la que he estado envuelto en mi vida" y se quejó de que fue expulsado del país por razones políticas.
"Top Gear" ha sido reconocido por el Libro Guinness de los Records como el programa televisivo más visto en todo el mundo, con episodios emitidos en más de 200 países y territorios.
Clarkson, de 54 años, fue censurado en el pasado por la BBC por usar palabras racistas y protagonizó polémicas en numerosas ocasiones en el tiempo que lleva en el programa.